Pixel Dungeon. Explora, saquea y sobrevive (si puedes) en la mazmorra

Lo que primero llama la atención de este juego para Android es su dificultad. Salvando las diferencias, podríamos calificarlo como el Dark Souls para tablets y móviles. En este juego vamos a tener que aprender a convivir con la muerte, vamos a morir, y mucho. Es un RPG Roguelike, de mazmorras, para jugadores que busquen un reto.

El título incluye cuatro clases clásicas de cualquier RPG, el guerrero, el pícaro, el mago y el cazador. Este último lo tendremos que desbloquear cuando hayamos derrotado al tercer jefe. El objetivo del juego será descender hasta las profundidades de las mazmorras para obtener sus tesoros y sobrevivir en el intento. Para ello iremos subiendo niveles de experiencia que ganaremos derrotando monstruos y que nos harán más fuertes. En la medida en la que vayamos descendiendo por las mazmorras los enemigos serán más duros.

Como es habitual en los Roguelike, cada vez que morimos tendremos que volver a empezar de nuevo. Empezaremos en otro mapa diferente, ya que las mazmorras se generan de forma aleatoria. Esto permite que cada juego sea una experiencia única y que la suerte sea un factor (mayor o menor dependiendo de tu habilidad) en la esperanza de vida del héroe que manejamos. Pixel Dungeon funciona por cuadrículas como muchos juegos similares.

Cualquiera que haya jugado en mesa a D&D o a juegos como Neverwinter Nights o Baldur’s Gate (y evidentemente si ha jugado a otros Roguelike) se hará fácilmente a este juego. Encontraremos trampas, pociones, cofres, tiendas en las que comprar objetos (aunque estas no estarán en todos los niveles y de hecho hasta después de derrotar al primer jefe no podremos acceder a una) etc. Otro punto fundamental son las raciones, ya que si no comemos empezaremos a morirnos de hambre por lo que será clave encontrar y conservar estas raciones, especialmente en los primeros niveles.

Es simple gráficamente y no destaca en su aspecto sonoro pero es tremendamente adictivo y un título muy apropiado para dispositivos móviles, ya que te permite echar una partida en cualquier sitio sin un consumo excesivo de batería. Otro aspecto que también juega a su favor son las actualizaciones regulares.

Tal vez su punto débil sea que es de un jugador y no permite ninguna interacción con otros jugadores. En otros juegos simples y de un jugador como por ejemplo World of Goo hay integrada una forma que sin convertir el juego en un multijugador sí que permite que los jugadores comparen su puntuación con otros jugadores del mundo. Implementar un ranking mundial con las mejores puntuaciones ayudaría a conectar a la comunidad, al igual que la ampliación de niveles que puedes descender hasta infinito. Esta posibilidad queda abierta con los siguientes parches, aunque por el momento no hay nada anunciado.

Para finalizar, el juego es completamente gratuito y sin anuncios, aunque puedes donar para contribuir al desarrollo de Dungeon Pixel, por lo que es una compra obligada para todos aquellos que echen en falta en los juegos actuales una mayor dificultad.

Aquí una partida de ejemplo para los interesados en probarlo:

Comparte y colabora:Tweet about this on TwitterShare on FacebookEmail this to someoneShare on LinkedInShare on Google+Pin on PinterestShare on TumblrShare on Reddit

Acerca de Alvaro Alonso Flor

Licenciado en periodismo y activo en el mundo de los videojuegos desde 1995. Jugador de consolas, Android y PC, especializado en estos dos últimos ámbitos. Nostálgico de la Dreamcast y de su mayor obra, Shenmue.
Enlace para bookmark : Enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.