Europa Universalis IV Cradle of Civilization y parche 1.23 Persia – Análisis

La nueva expansión de EU4 llega con contenidos de calado en lo militar y redefine la experiencia de jugar con países musulmanes con nuevos eventos y mecánicas.

Cradle of Civilization es candidato a convertirse en uno de los imprescindibles en la prolífera lista de DLCs con la que cuenta Europa Universalis. Y esto se debe fundamentalmente a uno de sus añadidos: el profesionalismo en los ejércitos.

 

Profesionalismo militar


Este concepto bebe directamente de la historia. Europa Universalis IV es un título que recoge el desarrollo de la Edad Moderna, y el apartado militar sufrió grandes transformaciones durante su transcurso: los ejércitos, reclutados puntualmente para los conflictos, se transformaron gradualmente dotándose de una fuerza militar permanente. En Cradle of Civilization esto se representa de una manera muy simple, con una barra en el apartado militar que indica nuestro nivel de profesionalismo en el ejército. Cuanto menor sea este más fácil lo tendremos para reclutar mercenarios, y en el lado contrario tendremos nuestras unidades regulares rindiendo de una manera mucho más eficiente, con diferentes escalones que irán desbloqueando nuevas mejoras.

Para subir estos índices tendremos ciertos eventos y la opción de poner a nuestros líderes militares a entrenar tropas, ¿os suena? Efectivamente es algo importado directamente del Hearts of Iron IV. Como en el caso de este título, el entrenamiento hará que nuestros soldados pasen de disparar y morir como los soldados imperiales en Star Wars a convertirse en ultramarines de Warhammer 40.000 (vale, tal vez sea un poco exagerado).

Estos cambios de tremendo calado pueden casi equipararse a cuando el sistema asedios y fuertes cambió, y sin lugar a dudas ofrecen una nueva dimensión estratégica al juego. Quizás por la importancia vital que va a tomar ahora, debería haber sido un contenido del parche 1.23 Persia en vez del DLC.

profesionalismo

 

Otros cambios generales


Cradle of Civilization también incluye otros cambios generales menores entre los que son destacables la posibilidad de reducir el desarrollo de una provincia a cambio de conseguir ducados o soldadesca. También tenemos cambios en el comercio, donde a partir de ahora podremos usar a nuestros comerciantes destinados en los nodos comerciales como agentes diplomáticos, espías o predicadores.

 

Cambios en los estados musulmanes


Pero el principal enfoque de este DLC es para los países seguidores de las enseñanzas del profeta Mahoma. Tenemos multitud de eventos, nuevos tipos de gobierno como el Mameluco, eruditos de las diferentes escuelas islámicas para invitar a la corte, jenízaros y el sistema de impuestos Iqtá. Este último nos permite elegir entre tres bonificaciones dándonos sus beneficios para veinte años.

Jenizaros

Los grandes beneficiados de todos estos cambios son los Mamelucos, que no sólo ganan en profundidad y eventos que hacen más interesantes las partidas, sino que además comienzan la partida con dos vasallos y un mayor índice de desarrollo que los otomanos.

La zona de Persia ha sido también revitalizada y es especialmente interesante jugar con los Timúridas con la expansión. El nivel de intriga con nuestros vasallos una vez muere el hijo de Tamerlán es digno de la Guerra de los Cinco Reyes de Juego de Tronos, o quizás sea al revés.

 

¿Y qué viene gratis? Parche Persia 1.23


Aunque como hemos dicho antes nos gustaría ver el profesionalismo militar dentro de los añadidos gratuitos, los desarrolladores no han dejado con las manos vacías a aquellos que no lo tengan en DLC.

Lo más destacable son todas las nuevas provincias y estados que se han añadido en Oriente Medio y que ahora todos los líderes, gobernantes y consejeros tienen religión y cultura (de nuevo genial trabajo implementando las mecánicas de otros juegos, en este caso Crusader Kings II). A esto se suman cinco nuevos bienes comerciales que vienen a añadir algo más de variedad.
Pero también son llamativos algunos cambios en nuestras partidas que no está de más destacar. Por un lado Polonia no empieza con una unión personal con Lituania, lo cual son palabras mayores si queremos empezar con cualquier estado con territorios en Europa del Este. Y por otro sólo cabe decir Mamelucos. Son los grandes beneficiados por el DLC e incluso teniendo tan sólo el parche comienzan en una posición mucho más ventajosa, lo que va a resultar en un actor muy importante en Oriente Medio y más de un dolor de cabeza para los otomanos.

 

Conclusiones


Aunque todavía es pronto para afirmar categóricamente que Cradle of Civilization es uno de los DLCs imprescindibles para Europa Universalis IV, podemos decir que su característica estrella, el profesionalismo militar, tiene visos de convertirse en una de las mecánicas clave de EU4. Sin ninguna duda eso lo coloca entre las expansiones clave.

Comparte y colabora:Tweet about this on TwitterShare on FacebookEmail this to someoneShare on LinkedInShare on Google+Pin on PinterestShare on TumblrShare on Reddit

Acerca de Alvaro Alonso Flor

Licenciado en periodismo y activo en el mundo de los videojuegos desde 1995. Jugador de consolas, Android y PC, especializado en estos dos últimos ámbitos. Nostálgico de la Dreamcast y de su mayor obra, Shenmue.
Enlace para bookmark : Enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.